Audiencia General de Benedicto XVI

En audiencia general de la semana, Papa habla sobre viaje a Tierra Santa y uso de internet

Ciudad del Vaticano (Miércoles, 20-05-2009, Gaudium Press) El Papa Benedicto XVI hizo un minucioso balance de su más reciente viaje apostólico, a Tierra Santa, para los fieles reunidos en la Plaza de San Pedro para la audiencia general de hoy. Después de un breve comentario durante el Regina Coeli, el domingo pasado el pontífice había prometido que profundizaría un poco más sobre los resultados de su paso por la región de Oriente Medio.

Según Benedicto XVI, el viaje fue “una peregrinación a los orígenes de nuestra fe que contempló la visita pastoral a las comunidades cristianas que vieron el nacimiento, la muerte y la resurrección de Nuestro Señor”. Él agradeció a todas las autoridades, civiles y religiosas que lo recibieron en los lugares por donde pasó, nombradamente “el Patriarca Latino, los obispos de varios ritos, los sacerdotes, la Iglesia local, los frailes franciscanos de la Custodia de Tierra Santa”. Agradeció además al Rey y a la Reina de Jordania y a los presidentes de Israel y de la Autoridad Nacional Palestina.

El Papa Benedicto XVI durante la audiencia general de los miércoles.

El Papa Benedicto XVI durante la audiencia general de los miércoles.

Después de destacar que el apoyo a las comunidades cristianas en Tierra Santa tuvo particular importancia por ellas representar “la continuidad de la presencia cristiana allí donde se originó”, Benedicto XVI afirmó también que quiso recordar a judíos, cristianos y musulmanes nuestro compromiso como fieles a un único Dios, en la promoción del respeto, de la reconciliación y de la cooperación, al servicio de la paz.

“A pesar de las vicisitudes que marcaron los lugares santos por tantos siglos; a pesar de las guerras, de las destrucciones; e infelizmente, de los conflictos entre cristianos, la Iglesia continuó con su misión, animada por el Espíritu del Señor Resucitado. Ella camina rumbo a la plena unidad, para que el mundo crea en el amor de Dios y sienta el placer de su paz”.

Después de ilustrar las etapas más significativas de su itinerario, día a día, de Amã a Belén, el papa pidió a todos los peregrinos que se unan a él en la oración por las necesidades de la Iglesia en Oriente Medio y por el don de la paz para toda la región, “mientras nos preparamos para la Fiesta de la Ascensión del Señor que celebraremos mañana en el Vaticano.

Como de costumbre, el Papa saludó a los diversos grupos de fieles presentes en la Plaza de San Pedro en sus respectivas lenguas – inclusive el portugués – y, teniendo como mote la celebración del Día Mundial de las Comunicaciones el próximo domingo, hizo un breve apelo, especialmente a los jóvenes, para que usen el internet de una manera “positiva”, para “construir lazos de amistad y solidaridad que puedan contribuir para un mundo mejor” y para el testimonio de sus fes.

“Me gustaría exhortar a todos aquellos que acceden al cyber-espacio a estar atentos a mantener y promover una cultura de respeto, de diálogo y de auténtica amistad, en la cual los valores de la verdad, de la armonía y del entendimiento pueden florecer”.

This entry was posted in Internacionales. Bookmark the permalink.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.